auspiciado por

El faro de Arroyo

Dr. José A. Mari MuttEl faro de Arroyo, o de Punta Figuras, entró en servicio el 16 de marzo de 1893. Se construyó como enlace entre los faros de Caja de Muertos y Maunabo, y como guía para los puertos de Arroyo y Patillas. Se conoce poco sobre su construcción pero evidentemente sirvió de modelo para los faros de Vieques, que se parecen y comparten el singular patrón de círculos y rectángulos alternados al pie de la cornisa. El faro de Arroyo, sin embargo, no tuvo la misma distribución de espacios, la torre es más alta y el edificio originalmente no tenía puerta trasera. El faro mide 59 pies de largo por 26 pies de ancho.
Se pintó originalmente de gris claro, con detalles blancos y zócalo negro. El lente de quinto orden proyectó su luz a doce millas de distancia. La torre octagonal mide 44 pies de alto y se ubica en el centro del edificio. En el 1938 se instaló una luz automática cerca de la playa y el faro se clausuró. El edificio reabrió durante la Segunda Guerra Mundial como puesto de observación y se clausuró nuevamente después de la guerra. El ejército alquiló los terrenos hasta el 1963, a partir de esa fecha la estructura fue vandalizada en repetidas ocasiones y se deterioró hasta sólo quedar las paredes, la torre y una sección pequeña del techo. La linterna y el lente fueron aparentemente destruidos por vándalos en el 1969. La Compañía de Parques Nacionales restauró el faro en el año 2003 y lo incorporó al adyacente Parque Nacional de Punta Guilarte. La linterna y la escalera de la torre son los únicos elementos que no siguieron el diseño original de la estructura.

No saber lo que ha sucedido antes de nosotros es ser incesantemente niños. No dejar saber lo que sucede en nuestro tiempo es ser intensamente irresponsables con las futuras generaciones. Un espí­ritu histórico no puede tener dudas de que ha llegado el tiempo de la resurrección de nuestro pasado, de la afirmación del presente y la esperanza del futuro. Esto es parte de ello…

auspiciado por

Patrocinadores de Oro

Publicaciones que también te pueden interesar

Adjuntas Puerto Rico

EDPR- El municipio de Adjuntas es conocido como la “Ciudad del Gigante Dormido”,

Publicacion Completa
Lionel Valentín Calderón 14 de August de 2020

Una lucha valerosa

Es cierto que ha sido azarosa la conquista de derechos del pueblo puertorriqueño en todos sus órdenes, pero principalmente lo ha sido en el ámbito político, entendido éste como medio vital para procurar fines superiores de adelanto económico, social y cultural.

Publicacion Completa
Antonio Quiñones Calderón 11 de August de 2020

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Patrocinadores de Oro

Respalda el Comercio de aquí y fortalece la economía