Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on whatsapp
Share on print
Share on google
Share on skype

compartenos en tus redes favoritas

Saquitos de paredes

José A. Mari- Phereoeca uterella es una pequeña alevilla (mariposa nocturna) muy difícil de encontrar como adulta pero muy fácil de observar como larva cuando arrastra su casita lentamente por las paredes de la casa. La casita es un capullo de hilos de seda con el exterior cubierto por granitos de arena, pedacitos de pintura, pelos, fragmentos de insectos muertos y cualquier otra partícula que la larva encuentra; el color del pequeño estuche depende por lo tanto de los materiales que la larva usa para cubrirlo. El saquito aumenta de tamaño según la larva crece y es ovalado para que la larva pueda esconderse, dar la vuelta y asomarse por el otro lado. Con el tiempo la larva se convierte en pupa y emerge la alevilla, dejando la vieja casita pegada a la pared.
Los adultos aparentemente no se alimentan y viven sólo lo suficiente para reproducirse. El ciclo completo, de larva a adulto, dura unos dos meses y medio. La larva se alimenta mayormente de las telarañas que se acumulan en las paredes, debajo de los muebles, en los clósets y en otros lugares de la casa. También come lana y fue una plaga importante cuando ese material se empleaba en la producción de ropa y alfombras. La especie es común en Norteamérica y ha sido llevada por el ser humano a muchos países.

Foto: Robert Zimlich.

NOTA: Siempre que nos es posible publicamos el nombre del Autor y un enlace al lugar del cual se obtuvo la información publicada. Dado el caso que mucha información nos es enviada sin esta información, pedimos que si es usted amigo lector el autor de uno de estos artículos nos lo haga saber para dar los créditos correspondientes.

Deja una respuesta

No saber lo que ha sucedido antes de nosotros es ser incesantemente niños. No dejar saber lo que sucede en nuestro tiempo es ser intensamente irresponsables con las futuras generaciones. Un espí­ritu histórico no puede tener dudas de que ha llegado el tiempo de la resurrección de nuestro pasado, de la afirmación del presente y la esperanza del futuro. Esto es parte de ello…

Patrocinadores de Oro

Publicaciones que también te pueden interesar

Maricao

Maricao

Al comienzo de la década de 1870 varios vecinos de la zona decidieron solicitar a la Diputación Provincial la segregación de Maricao y sus barrios del pueblo de San Germán. Dicha petición fue aceptada y en 1874, el pueblo fue fundado y oficializado. Tres años más tarde se constituyó en Ayuntamiento. El auge del pueblo fue tal que, para inicios de la década de 1880, ya contaba con una población …

Leer Más >>
El Morro

El Morro

Joshua Wood– Construido por Juan de Tejada y Juan Bautista Antonelli. El Castillo San Felipe del Morro,​

Leer Más >>
La Ponderosa Aguadilla

La Ponderosa

CEPR- Cuando estés por el área oeste, tienes que visitar las Ruinas de Aguadilla, también conocidas como el El faro de Punta Borinquen. Estas ruinas

Leer Más >>